Cómo realizar una auditoría de contenidos B2B

Toda gran estrategia de marketing B2B incluye contenidos. Pero si tienes un montón de ellos, es difícil hacer un seguimiento de lo que está funcionando, lo que no y lo que podría estar acumulando polvo.

Ahí es donde entra en juego una auditoría de contenidos. Una auditoría de contenidos te ayuda a hacer un inventario de todo el contenido de tu sitio web. Así sabrás exactamente lo que tienes que crear, actualizar, reescribir o eliminar.

¿Qué es una auditoría de contenidos B2B?

Una auditoría de contenidos es el proceso de recopilación y análisis del contenido de tu sitio web. Puedes utilizar estos datos para entender qué contenido tienes ya y qué podrías necesitar en el futuro.

Con este nivel de conocimiento, puedes tomar decisiones informadas sobre tu marketing de contenidos B2B sin hacer conjeturas.

Además, una auditoría de contenidos te permite entender si tu contenido está funcionando como debería. Por ejemplo, ¿La gente está visitando una página de destino o leyendo tus blogs? Si no es así, revela las áreas que puedes cambiar para resolver el problema.

Con esta información, estarás mejor posicionado para desarrollar una estrategia de marketing de contenidos ganadora.

¿Por qué deberías realizar una auditoría de contenidos B2B?

Realizar una auditoría de contenidos tiene muchas ventajas. Te ayuda a:

  • Obtener una visión basada en datos sobre el rendimiento de tu contenido
  • Identificar las oportunidades de reutilización de los contenidos
  • Encontrar el contenido que tiene un buen rendimiento
  • Comprender lo que le gusta y lo que no le gusta a tu audiencia
  • Mejorar el mantenimiento de los contenidos a lo largo del tiempo
  • Detectar lagunas en tus contenidos, desde las personas hasta las etapas del ciclo de vida del marketing

Cómo realizar una auditoría de contenidos B2B

Incluso el vendedor más experimentado puede verse abrumado por una importante cantidad de contenidos. Entonces, ¿Por dónde empezar?

Para que el proceso sea sencillo y eficaz, sigue estos pasos.

01. Establece los objetivos

En primer lugar, piensa en lo que quieres conseguir con tu auditoría de contenidos. Establece objetivos comerciales y resultados cuantificables.

¿Tu objetivo es averiguar qué hacer en tu próxima campaña de contenidos? ¿O es identificar dónde deberías, o no, invertir en tus próximos esfuerzos de marketing? O podría ser optimizar tu contenido para mejorar su rendimiento. Por ejemplo, podrías comprobar si tu contenido sigue las mejores prácticas de optimización para motores de búsqueda (SEO).

Conocer tus objetivos te ayuda a entender cómo organizar una auditoría de contenidos y diseñar resultados concretos. De lo contrario, simplemente estarás recopilando una gran cantidad de datos sin estructura ni propósito.

02. Exporta tus datos

Una auditoría de contenidos puede decirte mucho sobre el rendimiento de tus contenidos. Algunos ejemplos de los datos que puedes recopilar son:

  • Sesiones
  • Clics en CTA
  • Tiempo de visualización de la página
  • Tasa de rebote
  • Datos de la campaña
  • Datos de publicación, como por ejemplo cuándo se actualizó el contenido por última vez

Puedes informar manualmente sobre estos datos y exportarlos a una hoja de cálculo de Excel. Sin embargo, este proceso puede llevar mucho tiempo. Por eso, un sistema de gestión de contenidos (CMS), como HubSpot, es una herramienta útil para gestionar el contenido de tu sitio web.

Es probable que el CMS que elijas tenga una opción para exportar tus datos. También puedes utilizar herramientas como Google Analytics o Screaming Frog. Cuando hayas hecho esto, tendrás una hoja de cálculo con datos que podrás utilizar para realizar tu auditoría de contenidos.

03. Analiza tu contenido

El siguiente paso es analizar tu contenido. Hay dos tipos de métricas que puedes revisar. Son las métricas cuantitativas y las cualitativas.

Métricas cuantitativas

Las métricas cuantitativas se componen de números clave que te indican el rendimiento de tus contenidos. Las métricas cuantitativas pueden responder a preguntas como:

  • ¿Cuál es el contenido que mejor funciona?
  • ¿Qué contenido no está funcionando?
  • ¿Qué contenidos necesitan ser mejorados?

Para las páginas de tu sitio web, las métricas cuantitativas incluyen el número de sesiones, la tasa de rebote y los clics en las llamadas a la acción (CTA).

En el caso de los contenidos descargables, las métricas cuantitativas son el número de descargas, las tasas de envío y los envíos por vista de página. También se puede saber si los envíos son más propensos a ser contactos nuevos o existentes.

Recomendación: Las métricas cuantitativas sólo dan la mitad de la imagen. Es conveniente que alguien revise manualmente las métricas cualitativas y las compruebe.

Métricas cualitativas

Las métricas cualitativas permiten conocer factores que no se pueden medir con números. Al incluirlas, puedes comprender mejor la calidad y la eficacia de tus contenidos.

Las métricas cualitativas pueden responder a preguntas como

  • ¿Son tus contenidos precisos?
  • ¿Tu contenido está actualizado?
  • ¿Tu contenido está en consonancia con el tono de voz actual de tu marca?
  • ¿Sigue tu contenido las mejores prácticas de SEO?
  • ¿Tu contenido es amigable para el usuario?

Con las métricas cualitativas puedes responder a preguntas como: ¿Incluye tu contenido palabras clave, son correctos los títulos o incluye enlaces internos a otras páginas clave de tu sitio web?.

Recomendación: Cada pieza de contenido debe dirigirse a una palabra clave. Esto hace que sea más fácil de encontrar en los motores de búsqueda. Es importante comprobarlo en tu auditoría de contenidos.

También puedes comprobar la coherencia. ¿Tu contenido utiliza tu marca, tu voz y tu estilo actuales? ¿Están tus contenidos actualizados con las estadísticas, los hechos y las ideas actuales del sector?

Además, evalúa la accesibilidad y la experiencia del usuario (UX) de tu contenido. Comprueba si es fácil de leer, si está estructurado correctamente y si incluye llamadas a la acción claras.

Ahora puedes utilizar la puntuación para organizar tus conclusiones.

04. Puntúa tus métricas

La puntuación numérica es una forma útil de organizar tus métricas cualitativas, y te ayudará a clasificar tus contenidos por su calidad. Podrías escribir notas detalladas sobre la calidad de tu contenido, pero las notas son difíciles de entender de un vistazo.

En su lugar, puntúa cada pieza de contenido en función de tus factores cualitativos sobre cinco. El cinco es que no hay que actualizar nada, y el uno es que es urgente o hay que arreglarlo. De este modo, podrás saber qué es lo que necesita tu atención. Por ejemplo, si un contenido no contiene palabras clave, tendrá una puntuación más baja.

A continuación, puedes utilizar una combinación de tus datos cuantitativos y tus puntuaciones de datos cualitativos para actuar sobre tus métricas.

Recomendación: Una auditoría de contenidos puede determinar qué tipos de contenidos funcionan bien para tu empresa. Para mejorar la generación de clientes potenciales, diseña nuevos contenidos basados en los que mejor funcionan.

05. Actúa sobre tus conclusiones

Después de revisar las métricas, debes poner en práctica tus conclusiones. Para ello, puedes:

  • Diseñar un informe de lo que necesitas optimizar o actualizar
  • Optimizar tu contenido para el SEO
  • Eliminar el contenido obsoleto
  • Reescribir el contenido que está obsoleto
  • Identificar oportunidades para nuevos contenidos
  • Generar nuevas ideas

06. Revisa tus acciones

Para diseñar una buena estrategia de marketing de contenidos B2B, es necesario revisar continuamente el rendimiento de tus contenidos.

Una auditoría de contenidos no es una tarea puntual. Para obtener el máximo valor de ella, debes revisar tus esfuerzos en un mes para ver si tus acciones han tenido un impacto.

Echa un vistazo a tus métricas clave. ¿Tus acciones, como el SEO, han impulsado más tráfico a las entradas de tu blog? ¿O el hecho de diseñar contenidos más relevantes ha generado más tráfico en tu sitio web?

Puedes ajustar tus acciones en consecuencia o implementar nuevos cambios basados en estos conocimientos.

Comprender lo que está funcionando con una auditoría de contenidos B2B

Una auditoría de contenidos revelará dónde está funcionando tu contenido y dónde no. Te ayuda a descubrir lo que puede estar llevando tráfico a tu sitio web, lo que es relevante para tu audiencia y lo que puedes mejorar.

Y para las empresas B2B, revisar continuamente tu contenido es importante si quieres seguir siendo relevante en el mundo competitivo de hoy en día, sin importar la industria en la que te encuentres.

Agencia Inbound Marketing
Tags: